• Disturbios y pendencias en las fiestas de San Roque

    16 agosto 2012 • Blog

    Relicario de San Roque tallado en madera, propiedad del autor, s. XVIII. Dibujo de Xil RodríguezEl 12 de Julio de 1677, Don Antonio Ordóñez das Seixas y Tobar o Mendoza, hidalgo vecino de Betanzos, otorgaba poderes al canónigo de Santiago Don Gabriel Sarmiento de Quirós y Sotomayor, para que pudiese tomar en su nombre y de mano del también canónigo Don Pedro Becerra, el arriendo de las Tenencias de Vigo y Muniferral (Archivo Notarial Coruña. Protocolo 667, del escribano Jacinto Martínez de Taibo, del número de Betanzos).

    También desde Betanzos, el 29 de Enero de 1680, otorgaba escritura de esponsales para casarse con Doña Inés Melchora Lemos Andrade y Sotomayor, hija de Doña Benita de Andrade y Sotomayor, vecina de Pontevedra, y viuda de Don Pedro Mariño de Lobera, ambos pertenecientes a importantes y conocidos linajes gallegos, por la que recibiría la muy estimable cantidad de 7.500 ducados, toda una fortuna.

    Transcurridos seis años en feliz paz y sosiego, se verían involucrados en una sonora reyerta acontecida durante las fiestas patronales del glorioso San Roque, que les valdría el tener su casa por cárcel, por cuya razón solicitaban la libertad con las fianzas que aportaban del licenciado Domingo Calviño Montenegro y de Don Felipe das Seyxas Neyra y Balboa. Esta escritura sería fechada en Betanzos el 20 de Septiembre de 1686, en la escribanía de Juan Sánchez Roel (Archivo Notarial Coruña. Protocolo 788, folio 93), en la que constan las medidas adoptadas por el Capitan General del Reino de Galicia, quien:

    “… avia dado orden al licenciado Don Bernardo Bermudez abogado en la rreal audiencia para que con asistencia de Domingo Gonzalez rrecetor biniese a esta Ciudad a çierta aberiguacion de los disturbios y pendencias que avia subcedido en ella, y en particular quando se acian las fiestas al glorioso San Roque, y asigurase los delinquentes domiciliarios al fuero de la guerra, que con efeto binieron a esta ciudad a executar lo mandado por su Exª  y en bertud de lo que ha obrado dicho licenciado Bermudez avia dexado presos a Don Antonio Ordones das Seixas y Mendoça y Dª Ines Melchora de Lemos su muxer, vecinos de dicha ciudad, y sus casas por carçel a donde se allan y por su parte se avia acudido ante Su Exª  diciendo se allavan en dicha prisión, por tiempo de tres semanas por dicho mandato y que las demas personas contra quien se avia proçedido por la audiencia se allavan sueltas…”